sábado, 2 de agosto de 2014

Violinista "Chimango" Lares es rechazado por Marca Perú y Ministerio de Cultura


-Un comercial marca Perú sin peruanos * Por Cecilia Podestá

Andrés “Chimango” Lares es uno de los más importantes violinistas populares del Perú. Casi cuarenta años de carrera no han sido en vano, ya que hoy es reconocido como un maestro de la música andina, incluso, recientemente lo vimos en el documental Sigo siendo del cineasta Javier Corcuera. Y podríamos citar más sobre su participación, hablar sobre su historia como migrante, como estudiante de San Marcos, como profesor, sin embargo nos ocuparemos de quienes dicen de memoria que su música es testimonio, patrimonio, cultura. Sí, de memoria, y porque es correcto rescatar cultura, servirla en una bandeja y que todos vean cómo lo hacemos bajo el flash. Eso se llama “¡un comercial y regreso!”.

El año pasado el maestro Chimango y su agrupación participaron del Festival de las Culturas del Mundo en Francia que celebraba además su 40 aniversario. Los grupos asistentes habían sido declarados Patrimonio de la Humanidad en sus distintos países.

“Es entonces que directores de festival de Hungría y Polonia se interesaron por nuestro trabajo y nos extendieron otra invitación para el festival de este año”, comenta el maestro Chimango.

Al parecer Hungría, Polonia y Rusia podrían escuchar su violín y apreciar a los danzantes de tijeras. El apoyo a Promperú para participar en el festival fue solicitado, al igual que al Ministerio de Cultura -que recientemente participó con éxito en la feria del libro de Colombia-. En la FIL ocuparon muchos titulares y al parecer fue tan grande el éxito de nuestra delegación con los libros, que no quedó mucho espacio para la música peruana. La respuesta a Chimango fue negativa. El Ministerio de cultura y Promperú dijeron casi el mismo tiempo NO.

Promperú envía la siguiente respuesta: “La actividad deberá realizarse en alguno de los mercados establecidos en el plan estratégico institucional, o en otros, siempre que tenga garantizada cobertura y repercusión mediática en dichos mercados (…) deberá tener impacto en medios de comunicación nacional e internacional”.

Es decir que Hungría, Polonia y Rusia no figuran en su estrategia, en su mercado de posibilidades culturales y que la institución no ve posible beneficiar su imagen con el viaje de los músicos a esos países, ya que su preocupación se sustenta en que no saldrán en muchos periódicos, estampillas y figuritas. No, el viaje del maestro Chimango y los danzantes no saldría en un video parecido a Perú Nebraska. No hay tiempo para una gran producción que exhiba el trabajo que realiza Promperú por nuestra cultura. ¿O acaso tampoco interés?

“Pura indiferencia de las entidades hacia nuestra cultura viva, pero es lo de siempre. Ya nos ha pasado. No nos gusta que digan que estamos mendigando. Estamos reclamando nuestro derecho como artistas populares. Hemos dado más de 40 décadas de nuestra vida por la difusión de esta respetable danza”, comenta Andrés Chimango Lares, quien nos recibe en su casa de Chorrillos y nos va mostrando su correspondencia con instituciones del Estado, revolviendo papeles sobre su mesa. Y vuelven a decir lo mismo: No.

“Esa Marca Perú es de mentira”, sentencia el maestro, indignado.Y no le falta razón.

CONTRA RELOJ

Se necesitan 7 pasajes Lima- París- Budapest-Varsovia- París- Lima. Cada uno cuesta alrededor de 2500 dólares, suma aparentemente excesiva para PromPerú y el Ministerio de Cultura, por lo que los músicos están buscando el apoyo de la empresa privada contra el reloj ya que deberían estar viajando el 10 de agosto. El festival empieza el 12 y se extiende hasta el 22 de agosto.

Fuente: Diario 16